La gestión “in house”, una tendencia al alza  

Los pesimistas aseguran que las agencias de publicidad acabarán muriendo porque las marcas gestionan cada vez con más frecuencia su publicidad. Algo parecido se dijo de la radio cuando apareció la televisión y de los periódicos cuando se democratizó internet. Lo cierto es que las cosas cambian y en el mundo de la comunicación a una velocidad más rápida todavía, pero eso no significa que algo deje de existir, simplemente evolucionará. Aún así, la denominada gestión “in house” es una tendencia al alza, analizamos sus ventajas y desventajas.

 

Publicidad, un servicio cada vez más internalizado

 

Si alguien lleva la delantera en esto del marketing y la publicidad online desde luego que son los mercados de Estados Unidos y Reino Unido. Ya son muchas las grandes compañías que se han decidido a controlar la gestión de estos servicios de forma totalmente interna.

 

Los expertos se sorprenden porque la publicidad online evoluciona a pasos agigantados y es difícil lidiar con su complejidad para profesionales que no son expertos en la materia.

 

Experiencia, conocimiento, recursos y tiempo son las grandes bazas con las que cuentan las agencias de publicidad para seguir liderando el sector. Y de hecho ya son muchas las empresas que apuestan por fórmulas híbridas: Personal de la agencia que trabaja en las oficinas del cliente.

 

Las ventajas de trabajar con agencias de publicidad

 

  • Visión global (no basada exclusivamente en las necesidades de la propia empresa).
  • Servicios más económicos (ahorro de la plantilla de un equipo de trabajadores dedicado al marketing y la publicidad).
  • Formación. En una agencia es continua.
  • Herramientas de marketing. Dispone de todas las necesarias.
  • Libertad de acción. Trabajando desde fuera las propuestas son más libres y menos condicionadas, lo que no significa que no se basen en los criterios y necesidades de la empresa.

 

Todo indica que aunque la gestión “in house” esté al alza, esto derivará en fórmulas más híbridas y como decíamos al inicio, los expertos de las agencias trabajarán en las oficinas de la propia marca.