La importancia del funnel o embudo de conversión en la publicidad online  

La publicidad online ya ocupa todos los sectores del mundo digital y no hace falta enfocar tu página web a la venta pura y dura (como sería el caso de los ecommerce), si no que hablamos de visibilidad y clientes potenciales. Una academia de idiomas, por ejemplo, que busca nuevos alumnos pero que no vende directamente en su web también puede entrar en el mundo de la publicidad digital y medir sus resultados: Hablamos del funnel o embudo de conversión. Te contamos más acerca de este concepto cada vez más extendido junto a la segmentación de las audiencias.

 

¿Qué es el funnel?

 

Lo primordial en la publicidad online, a diferencia del mundo off, es el retorno, el hecho de que se pueda medir y cuantificar el impacto de un anuncio y de una campaña en la red. El funnel o embudo de conversión es el sistema métrico particular en el negocio ADS para medir nuestro impacto. Y esa conversión llegará de la mano de aquellos atributos que decidamos que lo son como, por ejemplo:

 

  • Entrar en el sitio web.
  • Entrar en la página de productos de compra.
  • Completar el pago de una compra.
  • Enviar un formulario de petición de información.
  • Clicar en el teléfono de la web.

 

La decisión de qué es una conversión y qué no lo es, la tiene el cliente. Volviendo al caso anterior de ejemplo que exponíamos sobre una academia de idiomas, puede ser que cada envío de un formulario de petición de información ya sea considerado una conversión si es que el objetivo de la campaña era conseguir clientes potenciales. Que se conviertan en matrículas reales ya dependerá de la propia academia y sus dotes de persuasión comercial.

 

La optimización de los procesos de compra y experiencias

 

Contar con varios embudos de conversión permite optimizar los procesos de compra y también las experiencias de las visitas a nuestra web. En el primer caso, podemos ver los clientes que llegan hasta el carrito y añaden productos, pero no terminan de realizar el pago (identificaremos el motivo de abandono y podremos realizar remarketing con ellos con mensajes recordatorios para conseguir que se finalice esa transacción). También podremos observar qué páginas y apartados de la web visitan con más frecuencia los usuarios y por tanto generan más interés (esto ayudará a cambiar contenidos, mejorarlos o completarlos).